20/11/2020 Sorteos Tec
Tiempo de lectura: 4 minutos

¿Un auto es una inversión o un gasto?

Muchas familias se preguntan si comprar un auto es una inversión o un gasto. La realidad es que se trata de una buena interrogante que no debe responderse a la ligera.

Y es que se trata de algo que depende de muchos factores, tales como nivel de ingresos, uso que se le dará al coche, forma de pago (a contado o a crédito) y calidad y año del vehículo. Por ese motivo, se trata de una pregunta que solamente podrás responderte tú mismo tomando en cuenta tu realidad y las características del auto que deseas adquirir.

Para que tengas las herramientas y conocimientos suficientes para tomar una decisión favorable para tu futuro y el de tu familia, a continuación te mostraré los pros y contras generales de destinar dinero para la compra de un coche.

¡Toma nota!

Pros de invertir en un auto

No cabe duda de que comprar un bien de alto valor es un gran logro, y existen factores que invitan a pensar que comprar un auto es una inversión positiva y coherente.

En concreto, los principales pros de adquirir un coche son los siguientes: 

Mejor estilo de vida

Contar con un auto es sinónimo de mayor seguridad, libertad y comodidad para muchas familias.

Al poseer un vehículo, las familias tienen la libertad de trasladarse a donde quieran con privacidad y seguridad, sin la incomodidad y pérdida de tiempo que suele suponer el transporte público.

Además, el auto cobra una importancia especial cuando las familias crecen. Mientras más numerosas son, más incómodo es trasladarse diariamente en buses, metro y taxis, y también representa costos mayores.

Protección del patrimonio

El adulto de hoy se enfrenta a múltiples compromisos financieros, como pagar deudas, costear suscripciones a Internet y cumplir con la renta del departamento o casa, por lo cual el dinero que tiene ahorrado puede ser utilizado para cubrir gastos en cualquier momento.

Incluso, cuando se tiene capital reservado, siempre existe la “tentación” de destinar parte de este a experiencias recreativas y cosas no imprescindibles como nuevas consolas de videojuego, teléfonos de alta gama y nuevas prendas de vestir.

Tomando en cuenta esta realidad, puede decirse que comprar un coche es una forma de evitar cometer estos errores y de poner tu dinero en un bien tangible.

Siempre y cuando asegures tu coche y lo cuides, será un importante activo que tendrás la posibilidad de vender cuando necesites dinero líquido.

Una nueva posibilidad de generar ingresos extra

Este puede ser un pro, pero también un contra, así que, ¡atención!

Sucede lo siguiente: al tener un coche, puedes utilizarlo para hacer entregas a domicilio o prestar servicio de taxi por medio de aplicaciones seguras como Uber, lo que representaría ingresos extra para tu familia.

Pero, a la vez, si no eres cuidadoso y te excedes en el uso del vehículo, este puede sufrir desperfectos que harían que pierda parte de su valor o que demandarían grandes gastos en reparaciones.

Por eso, si intentas generar ingresos con tu nuevo vehículo, hazlo con cautela, siguiendo las buenas prácticas de manejo y sin excederte en carga de trabajo.

Ten en cuenta que existen otras formas de generar ingresos extra que no ameritan que desgastes tu auto, como vender artículos o servicios por Internet desde casa.

Un auto es una inversión que tiene sus contras

Así como existen motivos que alientan a adquirir este valioso bien, hay otros que hacen ver que un auto es una inversión que no siempre es del todo positiva.

Entonces, para que evalúes por ti mismo qué le conviene a tu familia, aquí te dejamos los contras de comprar un coche:

Depreciación

Es cierto que un auto puede ayudarte a proteger un patrimonio, pero si tu misión es obtener beneficios financieros, no se trata de la mejor inversión.

En ese caso, podrías optar por inmuebles, divisas, acciones de empresas y otras alternativas que ofrezcan oportunidades de incrementar su valor.

Y es que todo auto se deprecia con el paso del tiempo, a raíz del uso, el deterioro y el incremento del kilometraje.

Si compras un carro nuevo, cero kilómetros, la depreciación será mayor, ya que el precio de este disminuirá de forma importante una vez que sea estrenado.

Por su parte, los coches usados suelen tener un ritmo de depreciación más lento, pero a la vez es cierto que son más propensos a presentar fallas y problemas mecánicos.

Esto nos dice que, en caso de optar por un seminuevo o usado, tienes que revisar muy bien el estado mecánico y estético del mismo antes de tomar la decisión de compra.

Importante carga financiera

Los autos son bienes de muy alto costo, por lo que puede que necesites pedir un préstamo personal para comprarlo o que optes por adquirirlo a crédito, lo que conlleva intereses y un mayor precio final.

Por eso, una vez tengas el auto, estarás mejorando el estilo de vida de tu familia y se trasladarán con mayor comodidad, pero también estarán asumiendo una importante carga financiera, relacionada con las cuotas mensuales de pago.

También hay que decir que para proteger este activo deberás contratar un plan de seguro, que también te demandará primas mensuales, trimestrales, semestrales o anuales. Por eso, un auto es una inversión más allá de su precio.

Mayores gastos mensuales

Si tu fin es ahorrar la mayor cantidad de dinero posible, está claro que un auto no te ayudará.

Además de lo mencionado sobre el seguro y cuotas mensuales de pago, los coches demandan importantes costos operativos y de mantenimiento, entre los que se encuentra, por supuesto, el combustible.

Esto quiere decir que la partida de gastos de tu familia se incrementará, lo que se traduce que el presupuesto será más ajustado, con menos margen para el ahorro.

¡Llegamos al final! Está claro que puede decirse que un auto es una inversión positiva, pero que también es algo que impactará las finanzas familiares.

Entonces, ¿qué decisión tomar? Simplemente, evalúa qué tanto necesitas el coche, de qué forma podrás pagarlo y en cuánto tiempo lo revenderías, entre otras cosas que determinarán la conveniencia de adquirirlo.

¿Te gustó este artículo? Si quieres estudiar el mercado de vehículos en México para decidir si, en efecto, te conviene comprar un nuevo coche, te invitamos a que leas el siguiente material:

8 autos ahorradores en gasolina

Compartir en

QUIERO SUSCRIBIRME A LAS ÚLTIMAS NOVEDADES

Deja tu comentario

Tu dirección de email no será publicada. Los campos requeridos están marcados con *

Posts relacionados

28/09/2020   Sorteos Tec
3 tendencias de la industria automotriz que debes conocer

Leer más
3/09/2020   Sorteos Tec
¿Quieres estrenar un carro del año? Conoce tus opciones

Estrenar un carro del año es el sueño de muchas familias que desean mejorar su estilo de vida y contar con un sólido patrimonio.

Leer más
11/06/2020   Sorteos Tec
Conoce 3 de los mejores autos clásicos de la historia

Existen coches de muchos tipos y estilos; pero hay autos clásicos que han marcado épocas. Algunos, aún son utilizados por los amantes de los automóviles y es porque sus fabricantes han sabido cómo ...

Leer más